martes, 8 de noviembre de 2011

Los alcaldes buscan garantizar las ayudas básicas

"Nadie pide al Ejecutivo atracar ningún banco, sino que nos echen una mano", sostiene Marcial Morales


HARIDIAN MEDEROS (laprovincia)"Nadie está pidiendo atracar ningún banco. Lo que estamos pidiendo no es hacer edificios ni carreteras, sino que nos sigan echando una mano en unos temas que son competencia del Gobierno canario y en otros en los que nos estaban ayudando para que la gente puede escapar de esta tremenda crisis. No es dinero para gastos suntuarios". Así resumió ayer el alcalde de Puerto del Rosario y vicepresidente cuarto de la Federación Canaria de Municipios (Fecam), Marcial Morales, la posición de los municipios en su batalla ante el Gobierno regional por el recorte de fondos para escuelas infantiles y ayudas de emergencia social.

Los ayuntamientos canarios urgen al Gobierno regional a rectificar su postura y garantizar en el próximo presupuesto las ayudas para ambos fines, más aún ante la agudización de la crisis. Esta posición común se mantiene por ahora a salvo de diferencias políticas y es defendida tanto por el PP, fuera del Gobierno, como por alcaldes y concejales de los dos partidos que sostienen al actual Ejecutivo, CC y PSOE.

En declaraciones a LA PROVINCIA/DLP, alcaldes de todas las islas coincidieron ayer en que el Ejecutivo debe "asumir sus competencias". Además, defienden un "municipalismo canario sin fisuras y al margen de colores políticos".

Los alcaldes quieren que el Gobierno canario admita que sus competencias son ejecutadas por las corporaciones locales, cuyos responsables calificaron de "absolutamente insostenible" esta situación. Marcial Morales estimó que el Ejecutivo no puede "pasar a cero sus subvenciones de la noche a la mañana", porque el recorte conduce al estrangulamiento.

"Florituras"
"El Gobierno canario debe dejarse de tantas florituras y no abandonar las escuelas infantiles y las ayudas de emergencia social", apunta el primer edil de Arrecife, Cándido Reguera (PP).

Para el alcalde de Agüimes, Antonio Morales (Roque Aguayro) el Ejecutivo "está intentando escurrir el bulto". Morales señaló que la Mancomunidad del Sureste no descarta adoptar medidas legales y que trasladará al resto del Archipiélago su iniciativa de recoger firmas entre la ciudadanía.

Los regidores consultados relataron los "dramas" que viven a diario en sus administraciones, por lo que rechazan los recortes.
Mientras que el alcalde de Mogán, Francisco González (PP), aseguró que ha recortado el presupuesto municipal "hasta extremos insospechables", la edil de Servicios Sociales en Arucas, Águeda González, dijo que "la crisis es ahora, no en 2008 ni en 2009". Planteó que los consistorios tendrán que "hacer un sobreesfuerzo en sus presupuestos". El concejal de Asuntos Sociales de Santa Cruz de Tenerife, José Manuel Arocha, insistió en que hay que "renegociar" con el Gobierno para que "reponga estas ayudas".

Por su parte, la responsable de Servicios Sociales en la capital grancanaria", Rosa Viera (PP), consideró que "no es el momento de la confrontación, sino de la colaboración" y apeló al "sentido común" del Gobierno canario para que a final de año inyecte el dinero de las ayudas de emergencia. La edil pidió "no jugar con estas ayudas".

Se trata de un debate que no atiende a siglas políticas. Así, todos los consultados señalaron que no pueden "sacrificar" sus propios servicios para asumir los de otra administración y que será difícil prestarlos si carecen de fondos. También están de acuerdo en alejar este conflicto de la agenda electoral del 20-N.

La directiva de la Fecam se reunirá hoy con el consejero regional de Economía, Hacienda y Seguridad, Javier González Ortiz, y confía en alcanzar un acuerdo para garantizar los 4 millones de euros para ayudas de emergencia social, 6,5 millones para escuelas infantiles y 2 millones para la rehabilitación de viviendas rurales.